Consejos IML
Lanluma, tratamiento para glúteos

Lanluma, nuevo tratamiento para glúteos

Certificado por Dra. Josefina Royo de la Torre

En los últimos años se ha registrado un aumento de consultas sobre la remodelación de los glúteos, y no sólo para aumentar su proyección, sino para modificar su forma, redondearlos y elevarlos.

La influencia social de algunas celebridades como Beyoncé, Jennifer López o las hermanas Kardashian podría estar tras el origen de esta tendencia al alza. Sin embargo, al margen de las corrientes estéticas ligadas a modas pasajeras, lo cierto es que los glúteos juegan un importante papel en la belleza del conjunto del contorno corporal.

Hasta la fecha, para remodelar los glúteos era preciso realizar procedimientos quirúrgicos, poco invasivos y ambulatorios en nuestro caso, como Tanga Lift con o sin prótesis. Hoy en día, en IML es posible embellecerlos con Lanluma, un tratamiento inyectable regenerador de colágeno a base de ácido políláctico.

Lanluma: estimulador de colágeno para glúteos

Lanluma es un tratamiento de relleno para glúteos que, además de producir aumento de volumen, mejora otros aspectos de la estética de las nalgas:

  • Redondea el glúteo plano
  • Aumenta la proyección y el volumen de glúteos
  • Alisa la piel de los glúteos
  • Disimula los hoyuelos de la celulitis
  • Realza las curvas y el contorno corporal

Este regenerador de colágeno puede aplicarse también en otras zonas corporales y faciales:

  • Rostro
  • Manos
  • Brazos
  • Escote y cuello

¿Cómo actúa? Mecanismo de acción

Lanluma es un tratamiento inyectable a base de micropartículas de ácido poliláctico (PLLA). Este principio activo, reabsorbible y biodegradable, se emplea desde hace décadas en numerosas especialidades médicas y quirúrgicas. En Medicina Estética se emplea desde 2009 como material de relleno.

El mecanismo de acción de este tratamiento se basa en la respuesta de los tejidos a las microesferas del ácido poliláctico. Una vez infiltrado, alrededor de las partículas de este relleno se desencadenan varios procesos relacionados con el aumento de la densidad y la elasticidad de los tejidos y de la piel:

  1. Fibroplasia o fase de reparación celular
  2. Generación de nuevos vasos sanguíneos (angiogénesis)
  3. Proliferación de fibroblastos
  4. Producción de nuevas fibras de colágeno y elastina (neocolagenogénesis)

El ácido poliláctico activa la respuesta natural de producción de colágeno del organismo, lo que permite una mayor duración de los resultados.

Tipos de glúteos candidatos para Lanluma

La mayoría de los tipos de glúteos pueden mejorar estéticamente con esta técnica infiltrable, aunque no todos. Es fundamental realizar una valoración personalizada de la complexión, anatomía y diposición de los glúteos de cada paciente por parte del médico experto.

Los tipos de glúteos candidatos al tratamiento con Lanluma son:

Glúteos con forma de “A” y glúteos con forma cuadrada

En estos tipos de glúteos Lanluma remodela, equilibra y aumenta el volumen de los glúteos.

También es posible levantar glúteos caídos o mejorar la forma de glúteos con forma de violín.

Glúteos en forma de corazón y glúteos tipo “curvy”

El tratamiento con el inyectable regenerador de colágeno está indicado para aumentar el volumen en la porción inferior de los glúteos.

Los glúteos en forma de V no son candidatos para mejorar con este tratamiento. Para embellecer este tipo de nalgas, el médico estético puede valorar otras opciones terapéuticas, como Tanga Lift.

¿Cómo es la sesión de Lanluma?

La sesión con Lanluma se realiza de forma totalmente ambulatoria, sin cirugía, con anestésico local.

El médico realiza el marcado de la actuación con el regenerador de colágeno en la región que deseemos mejorar.

Tras esterilizar la zona, se aplica un anestésico local y se realiza una punción de abordaje para llegar a la hipodermis, plano del tejido celular subcutáneo donde se debe infiltrar el producto.

Tras inyectar Lanluma se realiza un masaje de 10 minutos en la zona tratada, un gesto que el paciente debe mantener de forma domiciliaria varias veces al día durante 2 semanas, aproximadamente.

¿Cuáles son sus cuidados post tratamiento?

El paciente puede retomar la mayoría de sus actividades normales tras el tratamiento con Lanluma.

Además de los masajes diarios en la zona tratada, pautados por el médico estético, durante la primera semana hay que evitar:

  • Natación
  • Sauna
  • Exposición solar
  • Ejercicio intenso

Por lo general suelen ser necesarias entre 1 y 3 sesiones de tratamiento.

¿Qué resultados podemos esperar?

El proceso natural de producción de colágeno en el organismo requiere tiempo, por lo que los resultados irán apariendo gradualmente a lo largo de 2 ó 3 meses.

Por lo general, la duración de los resultados es de al menos 2 años.

Las curvas se acentúan, aumenta el volumen y la proyección de los glúteos y mejora el tono cutáneo, con resultados muy naturales.

¿Quieres saber qué tratamiento de glúteos es el más adecuado para ti? Reserva ahora una consulta informativa gratuita con uno de nuestros médicos expertos.

Reserva ahora tu consulta gratuita

    Comentar