Consejos IML
Tipos de rellenos faciales

Tipos de rellenos faciales

Certificado por Instituto Médico Láser

Hoy en día existen diferentes tipos de rellenos faciales con los que conseguir los resultados deseados según cada zona y necesidades de cada persona. Los materiales de relleno que se utilizan en la actualidad son diferentes dependiendo de si son para corregir arrugas, revitalizar la piel o para dar volumen en determinadas áreas.

Desde Instituto Médico Láser (IML) te contamos cuáles son los diferentes tipos de rellenos faciales que existen y cuáles es más indicado según cada situación.

Cómo aplicar los rellenos faciales

Según el tipo de relleno facial elegido, los objetivos a conseguir serán diferentes. Del mismo modo, dependiendo del tipo de tratamiento a realizar, será posible corregir surcos, revitalizar la piel, aumentar volumen e incluso proyectar determinadas zonas.

En cualquier caso, nuestros médicos realizan en un primer momento una valoración de la piel y de los objetivos que cada paciente quiera conseguir. Una vez ha sido valorado el estado de la piel y los objetivos del paciente,  se recomiendan diferentes tipos de relleno facial y tratamientos que mayor mejoría estética van a producir con mejores resultados.

Mejores rellenos faciales

En medicina estética los rellenos faciales y otros inyectables para la estimulación del colágeno son uno de los tratamientos más demandados en los centros estéticos. Además, existe una amplia variedad de rellenos y tratamientos con los que conseguir la recuperación de volúmenes o el rejuvenecimiento de la piel.

Actualmente, los rellenos faciales son estériles, inmunogénicos y biocompatibles. Algunos de los rellenos faciales que se utilizan con mayor frecuencia en Instituto Médico Láser de son:

  • Ácido hialurónico: cuenta con una alta capacidad para retener el agua del organismo, favoreciendo que los tejidos se mantengan hidratados y en óptimas condiciones.
  • Policaprolactona: este polímero biodegradable es utilizado como relleno para la corrección de líneas faciales, arrugas o pequeños surcos así como para estimular la piel para la producción de nuevo colágeno, elastina y fibronectina. 
  • Hidroxiapatita cálcica: los tratamientos que realizamos en IML con este tipo de relleno facial ofrecen excelentes resultados al tratarse de un producto biocompatible, reabsorbible y con efectos de larga duración. Está especialmente indicado para el relleno de arrugas y de surcos con cierta profundidad. 
  • Fosfato tricálcico: a pesar de su sencillez, se trata de un tratamiento muy eficaz a la hora de actuar contra la flacidez facial de leve a moderada. 

Es necesario tener en cuenta que cada sustancia está especialmente indicada para un tratamiento facial específico. Así, el ácido hialurónico, por ejemplo, está especialmente indicado para aumentar la proyección de zonas con volumen perdido o para revitalizar la piel. A pesar de que ofrecen una recuperación casi instantánea, la realización de estos tratamientos requieren de un conocimiento de infiltración especial y profesional.

Solicita una consulta informativa en IML, completamente gratis y adaptada a tus propias necesidades.

Nueva llamada a la acción
Reserva ahora tu consulta gratuita

    Comentar