Consejos IML
Operación Bikini

Operación bikini. ¿En qué mes se recomienda empezar?

Certificado por Dra. Josefina Royo de la Torre

Tras las vacaciones de verano, después de Navidad, al inicio de la primavera… Son muy variadas las fechas en las que los pacientes deciden iniciar la popularmente conocida como operación bikini.

Sin embargo, el porcentaje de abandono de estos planes exprés para mejorar la silueta suele ser alto.

Continúa leyendo para conocer la opinión de nuestros médicos estéticos sobre la llamada operación bikini y sus recomendaciones para cumplir los objetivos estéticos con expectativas realistas.

¿En qué mes empieza la operación bikini?

Operación bikini es un término que se ha popularizado para denominar una serie de medidas dietéticas y de actividad física que se adoptan de forma temporal para lucir una mejor silueta en verano .

Las principales épocas del año en las que suele iniciarse la operación bikini son:

  • En primavera, en cuanto se instala el buen tiempo
  • Un par de meses antes de la Semana Santa
  • Justo después de Navidad
  • En septiembre o tras finalizar las vacaciones de verano

En la mayoría de los casos, los cambios que implica la operación bikini se reducen a iniciar dietas y practicar ejercicio físico. La falta de resultados y las expectativas poco realistas suelen ser las principales causas por las que estos programas estacionales se abandonan de forma prematura.

Un gran número de pacientes inicia su operación bikini cada año con un objetivo concreto: mejorar la figura de cara al verano.

Sin embargo, cada vez son más los pacientes que establecen objetivos a largo plazo, ya que han conseguido mejorar su calidad de vida mediante la adopción de hábitos saludables y deciden cuidarse durante todo el año.

Hoy en día no cabe duda de los beneficios que la dieta adecuada y la actividad física ejercen sobre la salud general del individuo. La mayoría de los pacientes que mantienen su dieta durante todo el año suelen referir mayor grado de bienestar, se sienten con más energía y aseguran que descansan mejor.

Por tanto, la primera recomendación de nuestros especialistas en Medicina Estética es cuidarse todo el año, apostar por estilos de vida que favorezcan la salud mediante la adopción de hábitos dietéticos y deportivos saludables que sean posibles de mantener a lo largo del tiempo.

Operación bikini: definir objetivos realistas

Perder peso y moldear el cuerpo requieren tiempo.

Según nuestros expertos en Nutrición, el ritmo de pérdida de peso recomendado es de entre 1 y 2 kg al mes, aunque esta cadencia puede variar según la respuesta individual de cada paciente.

Por otro lado, para recuperar la forma física pueden ser necesarios varios meses.

Para los médicos de Instituto Médico Láser de Madrid la clave del éxito radica en mantener los resultados obtenidos tanto con la dieta como con el deporte. Este mantenimiento debe ir necesariamente asociado a un cambio de actitud, de forma que primen las rutinas saludables y que los caprichos nutricionales sean muy puntuales, y no al revés.

En ocasiones, el ejercicio y la dieta no son suficientes para mejorar algunos problemas estéticos del contorno corporal, como la celulitis, la flacidez o la grasa localizada. En estos casos nuestros médicos estéticos recomiendan aplicar procedimientos totalmente personalizados que se ajusten a las necesidades y características únicas de cada paciente.

Para determinar cuál es el resultado que realmente es posible alcanzar y en cuánto tiempo, en IML realizamos una historia clínica completa a cada paciente y un diagnóstico preciso del tipo de problema estético que presenta. Nuestra experiencia ha demostrado que esta personalización del procedimiento médico obtiene mejores resultados en el tratamiento de los principales inesteticismos corporales.

Personalización del tratamiento
La personalización del tratamiento es clave para obtener los mejores resultados

¿Cuándo empiezo la operación bikini? Ejemplo práctico

Veamos a modo de ejemplo el caso de una paciente que consulta a nuestros médicos estéticos cuándo es recomendable empezar su operación bikini para reducir la celulitis de cara al verano.

Tras la exploración física y la toma de medidas antropométricas el médico estético observa que la paciente presenta un sobrepeso de 7 kg y celulitis fibrosa (celulitis dura) en cartucheras y glúteos.

Tanto para alcanzar su peso ideal como para mejorar el aspecto de la celulitis es necesario iniciar un programa que integre un plan dietético, ejercicio físico y tratamientos de Medicina Estética.

El diseño de la dieta y del plan de actividad física se realiza de forma personalizada, teniendo en cuenta las necesidades y las preferencias de cada paciente.

En cuanto al enfoque terapéutico de la celulitis, en función del grado de evolución de la celulitis fibrosa, algunas de las técnicas que podemos aplicar en IML son:

  • Ozonoterapia
  • Carboxiterapia volumétrica
  • Mesoterapia lipolítica
  • Ondas de Choque

El tratamiento se divide en dos fases:

  • Una fase inicial o tratamiento de choque. Puede constar de entre 10 y 15 sesiones combinadas de Ozonoterapia, Mesoterapia y/o Carboxiterapia, en función del grado de celulitis que presente la paciente. La frecuencia de sesiones es de 1 sesión cada semana.
  • Una fase de mantenimiento. Las primeras sesiones de mantenimiento se pueden aplicar cada 2 ó 3 semanas, en función de la respuesta de cada paciente. Una vez avanzado el tratamiento puede aplicarse una sesión al mes.

Como el objetivo de la paciente es lucir una mejor figura en verano, la planificación de su tratamiento podría ser la siguiente:

Tratamiento de choque

De mediados de enero a finales de marzo.

Tratamiento de mantenimiento

De principios de abril a finales de julio.

El tiempo necesario para perder los 7 kg varía según cada paciente, aunque por lo general se puede perder de forma saludable y controlada entre 1 y 2 kg al mes, por lo que lo resultados finales de la dieta y del ejercicio serán valorables aproximadamente en el mes de julio.

Tratamiento de flacidez en abdomen con Morpheus8
Tratamiento Dermashape Body en abodmen

Dermashape Body: flacidez y celulitis

Para los pacientes que presentan flacidez y celulitis y desean tratar ambos problemas estéticos de forma simultánea, en IML hemos desarrollado Dermashape Body, un protocolo combinado totalmente ambulatorio, sin cirugía y sin reposo, basado en la estimulación optimizada del colágeno y la elastina.

Dermashape Body es un protocolo combinado:

Morpheus8 + Ácido Succínico

Morpheus8 es un sistema de Radiofrecuencia Fraccional mínimamente invasiva que contrae la piel y estimula la producción de colágeno y elastina, ya que trabaja a distintas profundidades y alcanza todas las capas cutáneas.

El ácido succínico es una sustancia reestructurante del fibroblasto, célula responsable de la producción del colágeno y la elastina.

El ácido succínico y el resto de sustancias seleccionadas por nuestros médicos aprovechan los canales físicos creados por Morpheus8 para favorecer la penetración de estos principios activos, que actúan como booster del fibroblasto.

Los resultados que pueden esperarse de Dermashape Body son:

  • Mejora del tono y la firmeza de la piel
  • Atenuación del relieve de la piel de naranja

El tratamiento completo consta de 3 sesiones. Entre sesión y sesión deben transcurrir, como mínimo, entre 2 y 3 semanas.

Para calcular el tiempo que puede ser necesario para obtener el objetivo del paciente, el médico tendrá en cuenta otros factores, como si el paciente está o no en su peso ideal o si existen otros problemas estéticos asociados, como por ejemplo los cúmulos grasos localizados.

Por este motivo, la personalización del tratamiento es uno de los valores principales de nuestros médicos.

Instituto Médico Láser recomienda a sus pacientes mantener los hábitos saludables durante todo el año para conservar los resultados y favorecer la salud general.

Reserva ahora tu consulta gratuita

    Comentar