Consejos IML
carne sobre tabla de madera

Dieta proteica: ¿Qué se puede comer y cuáles son los alimentos permitidos?

Certificado por Responsable de Redacción de IML

No cabe duda de que nos encontramos en una época en la que los hábitos alimenticios y el estilo de vida sanos mandan y son tendencia. En todo el mundo vemos como profesionales y gurús de las dietas, llenan sus perfiles de redes sociales y páginas web, con distintos mensajes ayudando a sus usuarios a llevar una buena alimentación.

Con lo que comemos, ayudamos a nuestro cuerpo, o bien a estar más fuerte y sano, o bien a lo contrario. Dentro del primer grupo de personas, que cuidan su alimentación, hay una corriente que, más allá de los objetivos o la dieta escogida, siempre hay una tendencia que mantiene su estatus de aceptada. La dieta proteica es la escogida por la gran mayoría de deportistas que se ejercitan en el gym con la intención de conseguir unos músculos más grandes.

La proteína tiene un papel vital en la construcción y mantenimiento de los músculos. Esto significa que cualquier persona que se ejercite regularmente necesita considerar su consumo de proteínas cuidadosamente para asegurarse de que está comiendo lo suficiente.

Pero el poder de las proteínas va mucho más allá de impulsar aumentos masivos de músculo. Incluso para alguien que no practica demasiado ejercicio, el aumento de la cantidad de proteínas que consume puede ayudarle a perder peso.

La proteína es el único grupo alimenticio que nos proporciona los nueve aminoácidos esenciales para formar el tejido muscular. Sin esos aminoácidos, no construiríamos ni fabricaríamos tejido muscular, lo que resultaría en el desperdicio de músculo y la desnutrición. La cantidad de proteína que necesita comer cada día depende del nivel de actividad y del peso corporal. De acuerdo con Thakrar, una persona con un estilo de vida sedentario debe comer 0.8-1g de proteína por kg de peso corporal por día. Si hace ejercicio regularmente necesita aumentar su ingesta hasta 1-1,5g por kg de peso corporal al día.

¿Cómo ayuda a perder peso el hecho de comer más proteínas?

A menudo se dice que las calorías son calorías, sin importar la fuente de las mismas, y eso es bastante cierto. Si comes muchas más calorías de las que quemas, no vas a perder peso sin importar la fuente.

Sin embargo, el cuerpo trata con diferentes grupos de alimentos de diferentes maneras, y su método de procesamiento de las proteínas es lo que hace que sea inteligente comer más de ellas.

Alimentos permitidos en la dieta proteica

Los huevos son uno de los alimentos más perfectos de alto contenido proteico que puedes encontrar en el supermercado: son baratos, versátiles, bajos en carbohidratos y llenos de aminoácidos de cadena ramificada. Hay huevos fortificados con ácidos grasos omega-3 adicionales para darle a tus comidas un impulso nutritivo extra.

El yogur griego se ha convertido en una opción tan popular porque tiene el doble de proteína que otros tipos de yogur. También es rico en calcio y en bacterias probióticas, lo cual es excelente para la salud intestinal. Hay variedades simples para mantener las calorías y el peso bajo control.

El queso cottage es alto en caseína, una proteína láctea de lenta digestión. La proteína de digestión lenta alimenta sus músculos toda la noche para que no se catabolicen y evita que te despiertes con hambre. El queso suizo: gramo por gramo, este queso proporciona más proteína que otras variedades comúnmente disponibles en el supermercado, lo que lo convierte en una opción amigable para los músculos en sus sándwiches y hamburguesas. Y, al igual que el yogur, también es alto en calcio.

El atún proporciona una gran cantidad de proteínas de alta calidad y fácil digestión. También se pueden beneficiar sus consumidores de la saludable cantidad de vitamina B y del potente antioxidante selenio, lo que lo convierte en una gran opción nutricional. Siempre que sea posible, busque el atún capturado al curricán o con caña, que se consideran las opciones más sostenibles.

La pechuga de pollo. Este alimento básico para el culturismo y la pérdida de peso es una mejor fuente de proteínas que otros cortes de aves de corral, por lo que debe permanecer constantemente en la lista de la compra.

La ternera. Estos cortes de carne más magros proporcionan un fantástico 1 gramo de proteína por cada 7 calorías; el rib eye, por otro lado, proporciona aproximadamente 1 gramo de proteína por cada 11 calorías. Además, el filete redondo se considera uno de los cortes más económicos. Los cortes más magros de bistec, como el redondo y el lomo, se volverán secos si se cocinan demasiado, así que la mejor forma de prepararlos es cocinarlos rápidamente a fuego alto o medio.

Comentar